jueves, 11 de septiembre de 2008

Stanislawa Slawinska, polaca católica y "Justo entre las Naciones"

La Fundación Internacional Raoul Wallenberg propuso a Yad Vashem, el 29 junio de este año, nominar a Stanislawa Slawinska para recibir el reconocimiento como Justo entre las Naciones. Yad Vashem, nombre hebreo, significa "un memorial y un nombre", es la Autoridad sobre la Memoria de los Martires y Héroes del Holocausto, fundada en 1953 en Israel.

Esta sencilla, pero heróica ama de casa polaca católica acogió y salvó a diez judíos que habían participado en el levantamiento del gueto de Varsovia contra los nazis.
Hace unos meses, Esfira Rapapport de Meiman, de 94 años, una de las supervivientes del gueto informó a la oficina de la Fundación Wallenberg en Jerusalén de la arriesgada acción que llevó a cabo 29 June 2008, pidiendo para esta última reconocimiento.
Esfira nació en Lodz y pudo huir del gueto antes de su destrucción. Stanislawa la refugió en su casa poniendo en riesgo no únicamente su vida, sino también la de toda su familia, puesto que todo aquel que acogiese o ayudase a un judío era tildado de criminal a ojos de los nazis y, por supuesto, reo de muerte.
Después de la guerra las dos mujeres mantuvieron el contacto durante muchos años. Más tarde cuando Esfira emigró a Israel en 1972, no tuvo más noticias de su amiga; Stanislawa había muerto el 9 de junio de 1971. Sin embargo, esta ama de casa polaca tenía un sobrino, Roman Slawinski, quien siendo un niño en aquellos tiempos colaboraba con su tía, tanto salvando vidas de judíos como en otras actividades de la resistencia polaca.
Después de una búsqueda internacional lanzada por la Fundación Wallenberg se encontró a Roman quien pudo dar testimonio de las actividades de su tía.
Yad Vashem otorgó en los primeros días de septiembre a Stanislawa el reconocimiento, constando ya como Justo entre las Naciones.
A 22.000 personas de todo el mundo les ha sido otorgado este reconocimiento, más de 6.000 de ellas son polacas. Stanislawa Slawinska es la más reciente, pero no la última.